La exposición “The Game #Containerland” de LALO CRUCES en Espacio en blanco (del 10 de mayo al 10 de junio)

The Game, evolución de la serie “Containerland” basada en el contenedor marítimo como objeto artístico, desembarca el 10 de mayo en nuestro Espacio en blanco USJ. Cruces pone a prueba nuestra lógica y capacidad visual con una nueva propuesta, tras el éxito cosechado en su exposición individual en la Fish Gallery de Taipéi el pasado mes de marzo. Solo quedará una pieza suelta: un contenedor marítimo de sesenta pies instalado e intervenido por el artista en el exterior del campus el próximo martes día 10, como previo a la inauguración que tendrá lugar el jueves día 12 de mayo a las 19 h.

Lalo Cruces, nacido en los años ochenta, vivió el apogeo de ambos juegos durante su infancia y ahora, en la edad adulta, interactúa con ellos a través de su obra. No en vano, las formas cúbicas y los colores vivos tienen mucho que ver con el eje central de su obra: los contenedores marítimos. En The Game estas enormes cajas de metal se amontonan y distribuyen como si de un videojuego se tratara, aprovechando las posibilidades arquitectónicas que ofrece la estilizada entrada del Espacio en blanco de la Universidad San Jorge. De hecho la muestra está compuesta por un total de once obras, diez de ellas trabajadas como una sola a modo de instalación, en la que se invita al espectador a formar parte de una partida de Tetris. Las piezas,  realizadas en acrílicos sobre madera troquelada, se completan con otras técnicas que se acercan a géneros más actuales como la ilustración o el Street Art.

Completa este trabajo una intervención urbana que realizara el artista sobre un contenedor marítimo de veinte pies y que se instalará en el exterior del Campus. Con esta propuesta artística, Cruces nos invita a que juguemos con los volúmenes, los colores y la ocupación del espacio. Todo ello mientras descubrimos algunos guiños a las grandes multinacionales como símbolo del consumo de masas o incluso a algunos de los rostros más representativos de la cultura popular convertidos en marcas. Y es que, en el juego del consumo, resulta difícil dejar a medias la partida. ¿Jugamos?

¿Qué tienen el Tetris o el cubo de Rubik que siguen fascinando a las generaciones más actuales? Lejos de desaparecer devorados por videojuegos cada vez más sofisticados y por nuevos canales de ocio y entretenimiento, ambos productos han logrado sobrevivir al paso de los años. Ya sea por su calidad visual, su experiencia estética o su código de comportamiento con el jugador y/o espectador, ambos siguen siendo un referente desde los años ochenta. ¿Quién le iba a decir al ruso Alekséi Pazhitnov que su colorido rompecabezas iba a dar el salto desde la Unión Soviética para desafiar la lógica y agudeza visual de millones de jugadores de todo el mundo? ¿O al húngaro Erno Rubik que su artilugio en forma de cubo se iba a convertir en el juguete actual más vendido del planeta?

La exposición podrá visitarse hasta el 10 de junio. Espacio en blanco cuenta con el patrocinio de Agua Fontecabras, y en esta muestra han colaborado ModuAragón y Gruas y Transportes La Puebla.

LALO CRUCES (Zaragoza, 1980). Licenciado en la Escuela de Artes de Zaragoza compagina el arte y el diseño de interiores como eje fundamental de todas sus intervenciones. Desde sus comienzos ha participado tanto en exposiciones individuales como colectivas, así como en el comisariado a partir del año 2013. De corte figurativo pero con pinceladas constantes de realismo mágico, asume la práctica artística desde la experiencia cotidiana y desde los materiales y elementos que como artista y diseñador le transmiten cierta belleza, ya sea desde una perspectiva individual, colectiva o como parte de un espacio artístico.

Desde sus inicios se adentra en la intervención urbana y en el mural artístico mostrando gran versatilidad, tanto en espacios públicos como privados. Su interacción constante entre diseño y arte le lleva a trabajar numerosas propuestas enfocadas a la transformación de espacios, que desembocan en otros géneros como la  performance o la instalación. Su reciente premio nacional en concurso Ibercaja Pintura Joven 2015 con la obra King de la serie Instruments” y su reciente colaboración en el continente asiático en el cual acaba de realizar una exposición individual con su serie “Containerland” para la prestigiosa Fish Gallery de Taipei (Taiwan), suponen un salto notable en su expansión y crecimiento artístico.